Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Entre Mundos2 - Capitulo 4 - Comienza la Investigación
Dom Mayo 21, 2017 12:36 am por Angry Bunny

» Historias de la media noche (Capítulo 5)
Miér Mayo 17, 2017 7:38 pm por Akiru

» Entre Mundos2 - Capitulo 3 - Comenzando el Viaje
Mar Mayo 16, 2017 3:57 pm por Angry Bunny

» Historias de la media noche (Capítulo 4)
Mar Mayo 16, 2017 3:44 pm por Akiru

» Historias de la media noche (Capítulo 3)
Dom Mayo 14, 2017 5:51 pm por Akiru

» Entre Mundos2 - Capitulo 2 - Reunion
Dom Mayo 14, 2017 12:19 am por Angry Bunny

» Historias de la media noche (Capítulo 2)
Sáb Mayo 13, 2017 5:55 pm por Akiru

» Entre Mundos2 - Capitulo 1 - Renovado
Sáb Mayo 13, 2017 12:24 am por Angry Bunny

» Historias de la media noche (Capítulo 1)
Vie Mayo 12, 2017 7:38 pm por Angry Bunny

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 44 el Dom Ago 30, 2015 5:44 pm.
¿Qué hora es?
Contador Visitas
contador de visitas
Contador de visitas
Banner del Foro
Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Septiembre 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Calendario Calendario


The new Jurassic Park (Capítulo 1)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

The new Jurassic Park (Capítulo 1)

Mensaje por Angry Bunny el Dom Jun 21, 2015 9:48 pm

¡Hola! ¿Cómo están todos? Aquí Kim-chan una vez más con su fic <3 Esta vez de Jurassic Park (Oh, como adoro a los dinos). Hice el cap demasiado rápido xD lo que pasa por estar inspirada y no tener nada mejor que hacer. Y como esa de esperar, posiblemente mañana tenga la conti <3! Ya sería exagerar publicar dos caps tan rápido XD
Bueno, espero que les guste y no les aburra <3

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

¡Sean bienvenidos a la apertura del nuevo Jurassic Park!
En nuestro parque temático jurásico encontrarás a los gigantes que habitaron nuestra tierra hace millones de años. Desde los más dóciles y pequeños herbívoros hasta los más grandes y temibles carnívoros.
Adéntrate a nuestras praderas con los Gallimus, Driosaurios, Parasaurolophus, Triceratops y demás dinosaurios herbívoros.
O sé más atrevido y encuéntrate cara a cara con nuestra reina del parque; la tan temida Tiranosaurio Rex.
Podrás también apreciar la alimentación a nuestro querido reptil jurásico; el Mosasaurio.
¡Qué esperas! Entra a nuestro parque y vive la experiencia de cómo era nuestro mundo hace millones de años.

|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+

«Tenemos un problema, dos Triceratops están peleando de nuevo en la sección B».

Cuando el altavoz avisó, la sala de control se puso estresante.
Cosas como estas tienen que lidiar una y otra vez desde la apertura del parque. No está mal, en realidad, peor sería si hubiera una fuga de Velociraptors o algún carnívoro en las instalaciones del parque.
Tener a tales y majestuosos dinosaurios era una vista espectacular para los visitantes y sin embargo, a la vez era ponerlos en constante peligro. Por esa razón tenían que dar lo mejor para poder mantenerlos al margen; la seguridad es lo primero.
Así que, tan pronto como terminó el aviso y los Triceratops peleoneros fueron vistos en cámara, el jefe habló:

—Parece que les toca otra vez, chicos. Calmarlos es su deber, de preferencia, que no sean vistos peleándose por los visitantes. ¿Creen poder hacerlo?

Los guardabosques que se especializan con los Triceratops asintieron, tomaron sus cosas y se marcharon al depósito de armas.
Es casi prohibido matar a un dinosaurio en este lugar, cada uno de ellos cuesta millones en hacerlo nacer; desde adquirir el ADN, incubarlos para que sea seguro de que nacerán y cuidarlos toda su vida. Por lo tanto, las armas que aquí se tienen son especiales, únicamente sedan a los dinosaurios y aprovechan para reubicarlos o en este caso, alejarlos para que dejen de pelear.
Un Triceratops enojado puede hacer un gran desastre y afligir a nuestros visitantes.
Tan pronto como los guardabosques se marcharon a lo suyo, el jefe se quedó pensativo unos momentos. Observaba con cuidado el comportamiento de los dinosaurios, los Triceratops, para ser más preciso. Era curioso ver a los grandes gigantes que habitaron la tierra hace millones de años, aquí, frente a la pantalla en una acción en vivo. Lo que puede llegar a hacer la ciencia.

—Atsushi —llamó el jefe—, tú eres alguien que se encarga principalmente de ellos, ¿o me equivoco? —al preguntar, el joven asintió—. Entonces, podrías decirme, ¿por qué han estado peleando?

El joven, Atsushi Kinugawa es apenas nuevo en el tema de los dinosaurios, pero no por ello menos sabio. Su edad puede ser corta para trabajar en un lugar tan peligroso, cumpliendo apenas la mayoría de edad para trabajar aquí.
Su cabello azul y ojos cafés lo hacen de alguien atractivo aún con sus gafas, su cariño hacia un carnívoro pequeño hace preguntar por qué se centra en los Triceratops. Entonces se recuerda; tiene poca edad para tratar con ellos.
Atsushi sonrió ligeramente mientras se acomodaba un poco sus gafas con su dedo índice. Entonces, miró la pantalla.

—Es obvio que lo que ellos quieren es pelear por el territorio. La época de apareamiento se está acercando. Ellos quieren…uhm… como decirlo, tener un lugar donde poder… uhm…eso.

—Ya entendí, entendí —el jefe rio entre dientes mientras se alejaba un poco de la pantalla principal de la sala de control—. Escuché que una amiga tuya viene. ¿Le mostrarás a los grandes con los que trabajas?

—A ella le gustan mucho los Triceratops. Tengo la esperanza de que se divierta. Aunque no se pueda convivir con ellos tan cerca cómo me gustaría.

—Ya sabes, la seguridad es lo primero —hizo una pausa—. Hablando de seguridad, me gustaría que llevaras a algo al área restringida. Sé que no tiene nada que ver con tú trabajo pero, míralo más como un favor.

—¿Al área restringida?

El preguntó, con gran comprensión. Al igual que muchos trabajadores, no sabía lo que allí había. Muchos hablan que ahí tienen a los dinosaurios más agresivos que no pueden ser mostrados al público por esa razón.
Eso es algo que no entiende. Tienen dinosaurios peligrosos y con una tasa de agresividad alta como los Metriancantosauros, el Tiranosaurio y demás, ¿qué clase de dinosaurios podrían haber ahí?
Al ver que no contestó su pregunta, únicamente asintió. Solo era un favor de todos modos, no era como si su vida corriera gran peligro por ir únicamente de paso a ese lugar. Aunque, no sabe lo que hay ni como es.

—Una persona está ahí, llévale esto —tan pronto como explicaba, hurgaba entre sus bolsillos. De ellos, sacó un pequeño sobre y se lo dio a Atsushi—. El principal guardabosques de ese lugar, únicamente con eso lo localizarás.

—De acuerdo.

|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+

—¡Ya abrió el huevo! —exclamó una voz femenina— ¡Bienvenido al mundo, pequeñín!

Este lugar era blanco en su totalidad. Múltiples máquinas e incubadoras estaban presentes, incubadoras que mantenían muchos, muchos huevos de dinosaurios.
En los costados, había pantallas. Pantallas que informaban la estabilidad de los huevos, su código genético y todo lo que se debía saber sobre el futuro dinosaurio que nacería.
Ahora mismo, lo que acababan de apreciar era el nacimiento de un pequeño Parasaurolophus que nació alejado de sus hermanos. La razón, es que ese huevo parecía tener ciertas anormalidades y entonces lo dejaron a cargo de una veterinaria que se encargaba de los herbívoros que nacen.
El nombre de esa veterinaria es Kim Kaninchen. Procedente de Alemania con un cabello rubio y ojos azules. Mantiene también unas gafas un poco gruesas y una complexión pequeña y delgada.
Ahora mismo, ella vio nacer el nacimiento del Parasaurolophus de una manera muy cercana, más cercana de lo permitido. No era algo que le importaba, no parece ser consciente del peligro que pueden traer los dinosaurios, independientemente si son herbívoros o carnívoros.

Parasaurolophus:

—Hola pequeña, parece que eres una hembra muy sana —ella sonrió tan pronto como se acercaba para verlo más cerca—. Pareces incluso más fuerte que tus hermanos mayores.

El pequeño Parasaurolophus no parecía comprender lo que sucedía a su alrededor. Claro, apenas tiene unos segundos de nacer. Se mostraba tímida y asustada a todo lo que ocurría, intentando mantenerse dentro del cascaron de los que fue su refugio durante su tiempo de incubación. Y aun así, este dinosaurio llegaba a tener el tamaño más grande al de un gato adulto.

—Tranquila pequeña, no te haré nada malo —una vez más, le sonrió, como si tuviera la esperanza de que ella le entendería—. Únicamente, debo de ponerte las vacunas correspondientes. No queremos que te den dolores de barriga, garrapatas o demás, ¿verdad?


Tomó las jeringas de una pequeña bandeja a su lado. Claro que se aseguraba de mantener unos guantes puestos por protección. ¡La seguridad es lo primero!
Entonces, con la ayuda de más doctores, las vacunes le fueron puestas a la pequeña Parasaurolophus recién nacida. Entonces, sería llevada al criadero donde le alimentarían y cuidarían de manera especial hasta que tuviera la edad suficiente para ser liberada con los demás.
Este era su trabajo, cuidarlos hasta que tuvieran su suficiente edad. Continuamente veía a estos herbívoros nacer y no había nada mejor que eso. Ver una pequeña nueva vida saliendo, simplemente, era único. Aun sabiendo que son los grandes gigantes que habitaron este mundo hacía millones de años.
Tan pronto como terminó su trabajo y el dinosaurio bebé fue llevado al criadero donde le darían cuidados especiales, ella salió de la sala mientras se quitaba su bata de doctor. Su turno había terminado ya y quería aprovecharlo de alguna manera.

—Kim —llamó una doctora cercana, para la desgracia de la chica que lo único que quería, era divertirse un poco mirando a los dinosaurios como los visitantes—. Hay un Driosaurio enfermo, ¿crees que podrías hacerte cargo de ello?

—Voy a ello.

La bata que se había quitado, una vez más se la volvió a poner, hacia el lugar indicado con el pobre dinosaurio enfermo.

|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+|+

Atsushi llegó al área restringida. Como era de esperar, estaba vacío, exceptuando a los trabajadores de dicho lugar. Si no fuera porque tiene identificación, asegurando de que trabaja en el parque, ya lo hubieran sacado de aquí.
El aura del lugar era oscura y temerosa, un silencio constante con únicamente el sonido de las aves. Estaba el constante miedo de que algún carnívoro saliera de la nada y lo atacara. Aunque se tienen en gran seguridad, no es algo que se deba descartar.
Entonces, llegó a una instalación. Era considerablemente pequeña a la que retiene a los carnívoros grandes, pero sus avisos de cuidado y la fauna que se veía dentro de la entrada de la instalación, que era unas rejas de un material altamente resistente, daba a entender que ahí dentro había algo peligroso.
Quería acercarse y ver qué tipo de dinosaurio había ahí y la razón por la que ahí estaba. ¿Qué clase de dinosaurio podría ser alejado de la exhibición en público?

—Oye, ¿qué haces aquí?

Antes de que su instinto de curiosidad lo llevara a acercarse más de lo que ya estaba, una cercana voz le hizo sobresaltar. Rápidamente se giró a ver quién era, únicamente para encontrarse a un joven mayor que él. Era curioso, tenía una cabellera considerablemente larga, atada en una coleta y de color negra. Una complexión delgada y ojos brillantes carmesíes. Su vestimenta daba a entender que él era un guardabosque del lugar.

—Oh, yo… ehm… venía a dar una entrega.

Su constante tartamudeo hizo reír al joven pelinegro unos momentos.

—¿Únicamente eso? —mencionó entre risillas tenues— Bueno, creo que era de esperar. Alguien como tú no podría tratar con lo que está aquí dentro.

—Tengo curiosidad —avisó sin rodeos—. ¿Qué es lo que hay dentro?

—Velociraptor —afirmó—. Cuatro.

Se quedó sin habla unos momentos. Conoce a los Velociraptor, claro. Famosos por ser quizás los más listos del parque, pero débiles si los tratas en solitario. ¿Cómo una criatura como esa puede ser tan, tan peligrosa que no es exhibida en público?

—Y…¿por qué están aquí? —Una vez más, preguntó.

El chico rodó los ojos y se volteó hacia la jaula, mirándola. Dentro, no había nada visible más que las plantas y árboles pequeños del lugar. Pero él sabe, que posiblemente desde ese lugar, donde no son visibles, ellos les están acechando, con la esperanza que se acerquen a la jaula y tomarlos por sorpresa. Por algo son los más listos del parque.

—Tienen una actitud de caza constante y una muy alta tasa de agresividad. Más que la del Tiranosaurio —hizo una pausa—. En general, no están adiestradas para una exhibición en público. Eso.

—Entiendo —sacó la carta que tenía que entregar y la miró unos momentos—. Estoy buscando al guardabosques principal, ¿me podrías decir quien es o…?

—Soy yo —avisó el pelinegro—. Kurō Kenshi o como me conocen, el raptor-lunático. ¿Qué es lo que quieres?

Era claro que este chico era un tanto difícil de tratar, pero comprensiblemente cansado. Si tenía que tratar con los raptores de manera tan seguida para poderlos adiestrar para una futura exhibición, él estaría igual.
Entonces, le ofreció la carta.

—La manda el administrador del parque —explicó al ver que Kurō tomaba la carta—. Parece que es un tema de seguridad.

—Ya… —la tomó—. Bien, te puedes ir.

—¿Disculpa?

—Sí, que te puedes ir —avisó—. Antes de que, bueno, sepan que eres delicioso.

Ante el comentario inconexo, Atsushi miró a su lado al sentir un escalofrío terrible. Únicamente, para ver que a su lado, allí en la jaula, estaban dos raptores mirándole con ojos deseosos de probarlo. Incluso el aire que salía de sus narices era visible y posiblemente, estaban babeando por probar su carne.

Velociraptor:
Sé que ellos son diferentes, que tienen plumas y eso. Pero este fic está basado en Jurassic Park, por lo tanto, así serán aquí e.é

Entonces, al ver el deseo de los Velociraptors e ignorando que Kurō no le agradeció, él se alejó tal y como se lo ordenó este mismo.
Él no quería ser devorado por un raptor, ¡claro que no!
También se le estaba haciendo tarde. Tenía que ir a recoger a su amiga que venía de paseo al parque. Le prometió que verían a los Triceratops y eso haría, ¡una promesa es una promesa!
Así que, cuando él se alejó, Kurō miró a los raptores, como ellas se iban de nuevo a la fauna aparentemente molestas de no obtener esa carne deseosa y jugosa. Rio entre dientes y miró la carta. Cuando la abrió y la leyó, no pudo evitar sentir una gran y creciente molestia hacia el administrador del parque.
Esto es algo que tiene que arreglar con él frente a frente.

_________________________

Akai tsuki no Monogatari >3:

Kūhaku Heikai:

avatar
Angry Bunny
Admin
Admin

Mensajes : 1613
Fecha de inscripción : 06/12/2013
Edad : 19
Localización : En algún lugar del mundo :D

Ver perfil de usuario http://animefans.foromx.net

Volver arriba Ir abajo

Re: The new Jurassic Park (Capítulo 1)

Mensaje por Akiru el Dom Jun 21, 2015 10:08 pm

k decia esa carta? .. pobre atsushi casi es deborado ! xD kuro tan frio de actitud .. esta genial ! me pregunto k tipo de problemas se presentaran en tal parke !! espero ansiosa la conti

_________________________



Spoiler:

YUKI JUDAI X TAKAMACHI BERENICE



Spoiler:


KAGAHO X AKIRU



avatar
Akiru
UserActivo
UserActivo

Mensajes : 1018
Fecha de inscripción : 12/12/2013
Localización : en alguna parte .. ._.U

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.