Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Animes Favoritos
Lun Sep 19, 2016 6:01 am por Joselin

» [Recomendación Anime] Shingeki No Kyojin
Lun Sep 19, 2016 5:50 am por Damia

» Entre Mundos 2 - Capitulo 3
Dom Abr 17, 2016 10:39 pm por Kim Kaninchen

» Entre Mundos 2 - Cap 2 - Re encuentro
Dom Abr 17, 2016 1:36 pm por Kim Kaninchen

» Entre Mundos 2 - Mensaje
Miér Abr 06, 2016 10:36 pm por Kim Kaninchen

» Mision Tierra- Capitulo 9
Vie Feb 12, 2016 10:55 pm por Kim Kaninchen

» Disculpas la Demora
Sáb Feb 06, 2016 12:20 pm por Miri-chan

» :QUE EL PODER NOS GUÍE: CAP 4
Dom Ene 24, 2016 4:41 pm por jelett-chan

» :QUE EL PODER NOS GUÍE: CAP 3
Dom Ene 24, 2016 4:03 pm por jelett-chan

¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 44 el Dom Ago 30, 2015 5:44 pm.
¿Qué hora es?
Contador Visitas
contador de visitas
Contador de visitas
Banner del Foro
Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Febrero 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728     

Calendario Calendario


Una verdadera Alma (Capítulo 3)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Una verdadera Alma (Capítulo 3)

Mensaje por Kim Kaninchen el Lun Jun 08, 2015 5:14 pm

Después de todo lo que pasó y sin saber exactamente que les atacó. Para Akiru y Kagaho no había una mejor opción que ir y ayudar a Haku. Era curioso que, incluso para ella resultaba ser algo interesante. Su deseo de poder ayudar y hacer algo por el mundo posiblemente sería cumplido ahora. Se le dio la opción de ayudar al mundo, así que es justo.
Por otro lado, Kagaho únicamente seguía a su nueva maestra que no eligió —no es que tuviera la opción de elegir como espada—, y por lo tanto está obligado a seguir hasta que al menos, ella crea que ya no es necesario. Eso es lo que hace una espada.
Una espada es usada usualmente para proteger o para luchar por lo justo. Kagaho era usado para proteger o al menos, eso es lo que él veía. Posiblemente su antiguo dueño lo usaba para proteger, posiblemente. Ahora, está comenzando a cuestionárselo.
Su mirada se posa en los gemelos que parecen estar hablando entre ellos. Ellos dos son espadas, posiblemente espadas gemelas —eso explicaría porque ellos son gemelos también—. Tiene un poco de curiosidad sobre ellos, ¿habrán sido usados para proteger? ¿Para pelear? Se maldice a sí mismo por pensar en ello y entonces gruñe apartando la mirada.

—Entonces, ¿a dónde nos dirigimos? —Akiru preguntó, interrumpiendo el silencio que llegaba a ser incómodo.

Después de la pequeña y breve reunión que habían tenido, Haku únicamente le dijo que le acompañara. Fue quizás un error de su parte no haber dicho a donde irían y sabiendo que no lo dijo, entonces explicó:

—Lo siento, no lo dije en su debido momento —se disculpó con cordialidad—. Nos dirigimos al norte. El donde exactamente…me temo que es algo que no sé en realidad.

—En otras palabras —interrumpió el mayor de los gemelos, quien había salido de su conversación con su hermano—, nos estás llevando a un lugar donde no tienes ni idea.

—¡Yo no dije eso…!

—Estoy seguro que conoce el destino, más sin embargo no en donde está —el menor de los gemelos sonrió nerviosamente.

Lamentablemente, eso era verdad. Ella está entusiasmada por el destino que tiene; ir a encontrar esa caja. Sin embargo, ¿tiene algún indicio de donde está? La anciana le dijo que es imposible para un humano encontrarla, no para una espada. Quiera o no, se han visto a colaborar con ellos.
Todo esto es confuso.

—A-Anímate —Akiru le sonrió con ciertos nervios, intentando tranquilizar la situación—. Mira, primero deberíamos pasarnos por un lugar para comprar cosas para el viaje y un lugar para pasar al menos esta noche.

—A puesto que ni siquiera han pensado en eso —Kagaho replicó por lo bajo. Akiru frunció el ceño y apartó su mirada violentamente.

—Claro que sí. El pensar donde pasar las noches en el aire libre es lo más fundamental. Después de todo, las noches son peligrosas en la naturaleza.

—Algo me dice que usted sabe mucho sobre la naturaleza —Kaoru le sonrió, ciertamente aliviado—. Con usted seguro no nos perderemos en ella.

—Yo…no creo que sea para tanto —soltó unas risitas nerviosas mientras se rascaba la nuca.

—Oigan, ahí hay una aldea.

Cuando Kurō avisó sobre la estancia de una aldea a lo lejos, las miradas de todos se posaron en ella. Podrían pasar la noche ahí, buscando algunas cosas para poder sobrevivir al menos un par de semanas. Venía como anillo al dedo en este momento, en este preciso momento.
Entonces le vino a Haku a la mente, ¿esta aldea estaba aquí antes? No recuerda haber visto en ningún lugar estancia de lugares por estos lares. Pero no le prestaba atención y al igual que todos, se dirigieron a ella.
Una vez llegaron, fue una grata sorpresa que de hecho, era mucho más grande de lo que esperaron. Numerosas personas caminaban por aquí, vistiendo elegantes kimonos coloridos. Muchos niños pasaban jugando por las calles, a veces con perros o con pequeños animales como cerditos. Llegaba a ser un lugar cálido.

—Esto es parece un poco a Edo —mencionó Akiru, con una sonrisa—. Visten de buena manera.

—Ver todo esto me hace extrañar Grecia —Kagaho soltó un suspiro por lo bajo, adjunto a su murmuro.

—Entonces… —Haku se quedó pensativa— ¿Qué podemos hacer primero?

Todos se quedaron pensativos. Si bien, ninguno sabía cómo comenzar este viaje. ¿Qué debían comprar de todas formas? No sabían que comprar, no sabían que tenían que hacer ni que necesitarían para el viaje.

—Podríamos separarnos que cada quien se compre lo que quiere —propuso Kurō—. Si cree que es necesario, entonces lo compra. Nosotros somos espadas, dudo que necesitemos…

—Son humanos —interrumpió Haku con cierta molestia—. Kagaho, Kaoru y Kurō, hayan sido espadas, ahora son humanos. Como tal, deben de cuidarse. Necesitan comer y cosas que hacen los humanos. Tienen que tener en cuenta esto.

—Entonces —Kagaho miró a Akiru—, como mi maestra supongo que debes enseñarme.

—¿E-Enseñarte qué…?

—Cosas de humanos.

—¡Debiste pasar tiempo con ellos, debes de saber!

—No lo sé.

—¡¿Me estás tomando el pelo?!

—Oh, por dios —reclamó con molestia ahora—. Mira, no tengo ni la menor idea. Tú me trajiste a esta forma, ¡debes de aceptar tu nueva responsabilidad!

—O-Oigan, tranquilícense —Haku se puso en medio de ellos dos. Poco más y seguro comenzarían a pelearse de manera física—. Todos nos están viendo.

Cuando Kagaho y Akiru escucharon eso, miraron a sus alrededores. La gente que pasaba con cercanía a ellos les miraban y parecían cuchichear algunas cosas. Sus miradas daban a entender que realmente estaban siendo muy llamativos, no precisamente de la forma buena. Entonces, ambos apartaron sus miradas en sentidos opuestos. Posiblemente enojados, posiblemente avergonzados.

—Hagamos algo —interrumpió Haku, más tranquila—. Kaoru parece saber mucho sobre los humanos. ¿Por qué Kagaho no va con él y Kurō? Entonces tú vienes conmigo, Akiru-san.

—¿Por qué tenemos que llevarnos a ese tipo? —preguntó un perezoso Kurō— Da miedo.

Sería un milagro si Kagaho no lo golpeó después de eso.

—Porque yo lo digo —después, miró a Kaoru—. ¿Aceptar llevar a Kagaho contigo, Kaoru-san?

—Si Haku-sama cree que es buena idea —sonrió ligeramente—, me haré cargo de ellos dos. Confíe en mí.

—Sí, confío en ti, Kaoru-san.

Una vista adorable era la que daba Kaoru sonriendo de esa forma. Parecía un niño al que abrazarías hasta sacarle el aire. Akiru aguantaba sus ganas de ir y jalar sus mejillas. Sabiendo lo que su hermano provocaba en las chicas —y más de algún chico fanático de lo adorable—, Kurō rodó los ojos.
Entonces, así, como cada uno se propuso, fueron a comprar cosas. Sorprendentemente Haku tenía el suficiente dinero para darle tanto como a los gemelos como incluso a Kagaho y a Akiru. Ésta lo agradeció, confundida, aunque ella tenía suficiente dinero para comprar, Haku decía que no se preocupara por ello. De los gastos ella se encargaría.
De esta forma, seguro comenzaría un viaje largo o frustrante. Lo que ocurrirá de ahora en adelante depende de cada uno de ellos. Si encontrarán esa caja…o el dragón renacerá una vez más.

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

¡Hola! Aquí Kim con su fic extraño y aburrido ewé porque lo sé, me está quedando aburrido. Por alguna razón no salió como lo imaginé Q-Q Supongo que así son las cosas, ¿no? Pero aun así daré mi mejor esfuerzo para que salga bien ewé Por ahora, espero que les haya gustado y no se hayan aburrido. También sé que los estoy haciendo un poco cortos, pero no puedo escribir mucho por ahora.
Sin más, Kim-chan se despide.

_________________________

Akai tsuki no Monogatari >3:

Kūhaku Heikai:


Kim Kaninchen
Admin
Admin

Mensajes : 1600
Fecha de inscripción : 06/12/2013
Edad : 19
Localización : En algún lugar del mundo :D

Ver perfil de usuario http://animefans.foromx.net

Volver arriba Ir abajo

Re: Una verdadera Alma (Capítulo 3)

Mensaje por Akiru el Mar Jun 09, 2015 9:10 pm

yey esta genial tu fic !! .. como k kagaho no sabe cosas de humanos .. k rayos kiere k le de comida en la boca o k .. bueno eso no estaria mal -w- jeje .. k lindo kaoru ganas de jalar sus mejillas no faltan !! esta genial me encanta tu fic espero conti ansiosa!

_________________________



Spoiler:

YUKI JUDAI X TAKAMACHI BERENICE



Spoiler:


KAGAHO X AKIRU




Akiru
UserActivo
UserActivo

Mensajes : 1006
Fecha de inscripción : 12/12/2013
Localización : en alguna parte .. ._.U

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.